Sábado 30 de diciembre de 2017 - Publicado por L8
Un estudio invita a imitar a las catedrales que aparecen en Harry Potter
Fuente: The Telegraph
La Iglesia de Inglaterra está preocupada por el futuro financiero de sus catedrales, pues siente que algunos de sus templos podrían cerrar por razones financieras. Un nuevo estudio realizado por un ministro da una solución extraña al problema: Seguir el ejemplo de los templos utilizadas para filmar las escenas de Hogwarts en las películas de Harry Potter.
El estudio fue conducido por Lord Bourne de Aberystwyth, Ministro de Fé, quien realizó un recorrido por todas las 42 catedrales anglicanas en Inglaterra durante un año. Lord Bourne concluyó que las catedrales deben contactar a los estudios de cine para ofrecerse a si mismas como locaciones para películas, aunque sea solo con el propósito de vovlerse famosas debido a esas películas y atraer dinero mediante el turismo.

El estudio señala específicamente el ejemplo de las catedrales de Durham, Gloucester y Oxford, las cuales fueron utilizadas para grabar escenas de Harry Potter. Lord Bourne señala que las áreas de esas iglesias experimentaron un "aumento en turismo" y que otras catedrales deben "mostrar apertura a este tipo de actividad" buscando "promover la grabación en el sitio web de las propias catedrales o contactando directamente a los productores de películas."

Dicho eso, el reporte también señala una alternativa para los templos que no quieren o pueden esperar a volverse famosos: "Para catedrales menos conocidas, crear un programa activo de eventos y entrenamiento de staff y voluntarios para darle la bienvenida a la gente puede atraer mas gente e incrementar los ingresos." El reporte cita específicamente como ejemplo a la catedral de Chester, la cual entrenó a voluntarios para pedir donativos y obtuvieron mas ingresos que cobrando por entrar.

A pesar de que ya se terminaron de grabar películas de Harry Potter, Warner Brothers sigue utlizando catedrales para grabar escenas del Mundo Mágico. Hace unos meses, se rodaron escenas de Animales Fantásticos: Los Crímenes de Grindelwald en Catedral de Wells en Somerset, Inglaterra. También se sospecha que WB utilizó nuevamente a la Abadía de Lacock para grabar escenas ambientadas en Hogwarts.